A pesar de la crisis, cadena de pizzerías comienza a crecer en el interior

Mientras muchos locales gastronómicos enfrentan tiempos complicados, la cadena de pizzerías Kentucky ajusta sus precios, crea nuevos y desembarca en el interior. De la mano de Desarrolladora Gastronómica, dueña de marcas como Dandy y Güerrin, cuenta con 45 locales, tiene casi listas cinco aperturas y a principio de 2020, abrirá su primer local fuera de Buenos Aires. […]

La cadena de pizzerías Kentucky planea llegar pronto a Rosario

Mientras muchos locales gastronómicos enfrentan tiempos complicados, la cadena de pizzerías Kentucky ajusta sus precios, crea nuevos y desembarca en el interior.

De la mano de Desarrolladora Gastronómica, dueña de marcas como Dandy y Güerrin, cuenta con 45 locales, tiene casi listas cinco aperturas y a principio de 2020, abrirá su primer local fuera de Buenos Aires. Rosario es la primera ciudad del interior donde plantará bandera.

Francisco Bazán, director comercial de la empresa le explicó a BAE Negocios que «las próximas aperturas programadas serán en Campana, La Plata, Morón y dos en Capital: en Agronomía y Villa Urquiza. En octubre, abriremos en Morón el primer local «auto pizza», una especie de «auto mac» de Kentucky. Planeamos abrir dos más en zona norte y sur».

Además, tienen listo un plan para sumar nuevas franquicias, aunque la reciente devaluación los obligó a volver a evaluar la propuesta. «Los valores están alterados, por ahora son valores pre PASO, el canon de ingreso va de los $600.000 a los $850.000, depende las categorías. Una opción es para establecimientos que facturan por debajo del $1,2 millón; la otra es para los que tienen ventas de entre $1,2 M y 2,2 millones y la tercera es para los que facturan más de $2,2 millones. El recupero puede tardar de dos a dos años y medio», agregó el director de Kentucky.

Los locales suelen tener un promedio de 120 metros cuadrados. Al canon hay que sumarle el costo de obra civil, equipamiento y mobiliario que ronda los U$S1.200 por metro cuadrado. En síntesis, para abrir un local standard hay que contar con U$S150.000, por lo menos. Depende el lugar requiere de 5 a 15 empleados. Por ahora no cobran fee de publicidad, pero sí unas regalías de 5% sobre el total de las ventas.

Aplicaciones
La llegada de las app de envíos le solucionó buena parte del negocio. «Depende las zonas, el delivery nos representa entre 5 y 30% de nuestra facturación. En zonas de alta densidad como Palermo, con un público joven, de un poder adquisitivo más alto el delivery representa casi un tercio de la facturación», explicó el director de Desarrollos Gastronómicos.

En plena crisis del consumo, Bazán asegura que «no caímos en volumen, pero tenemos un ticket promedio más bajo. A la gente que no llega a fin de mes, le cuesta salir. Nos cuesta mucho que los proveedores entreguen una lista de precios».

Desde hace unos meses, lanzaron una campaña publicitaria que compite directo con las hamburgueserías bajo el eslogan «Deshamburguesate». «La idea era hablarle a la gente que va por la moda y decirle que vuelva a lo simple. La pizza es un producto muy porteño y muy argentino», señaló Bazán.

Además, concientes de la situación, crearon la Fugazoneta, un food truck solidario con el que van a barrios carenciados y a comedores. Con un horno a leña, ofrecen una jornada de capacitación para brindar una salida laboral con sus maestros pizzeros y otorgan certificados.

Fuente: baenegocios.com

Encontrá tu próximo emprendimiento

Buscador de franquicias

CONSULTAS

Ayacucho 980, C1111AAD CABA
info@gastrofranchising.com