Marca la cancha aun con una alta competencia

Con una planta nueva, Martín Oddo, de Glup’s, se consolida con cuatro estrategias para crecer. Asomar la cabeza en la tierra de un jugador determinante en el negocio de los helados del país es el principal mérito de Martín Oddo. Glup’s acaba de poner todas sus fichas en una nueva planta industrial, que le permitirá […]

Con una planta nueva, Martín Oddo, de Glup’s, se consolida con cuatro estrategias para crecer.

Asomar la cabeza en la tierra de un jugador determinante en el negocio de los helados del país es el principal mérito de Martín Oddo. Glup’s acaba de poner todas sus fichas en una nueva planta industrial, que le permitirá alcanzar una producción de tres millones de litros por año, pero en el horizonte existe un plan mayor.

“Queremos seguir creciendo en todos los canales de comercialización manteniendo las proporciones de participación en esos canales”, describe el joven empresario.

En los últimos 10 años, el rubro “ha mutado bruscamente hacia las grandes estructuras de producción”, explica.

“Plantas industriales con menos de 2,5 millones de litros son difíciles de sostener y nosotros hoy tenemos una fábrica donde podríamos alojar equipamiento para llegar a los 10 millones”, puntualiza.Todos los días, cuando llega a la fábrica de avenida Japón, Martín deja su mochila, se prepara el desayuno y abre el tablero de comando.

¿Qué es lo fundamental, además de los números que preocupan a todo gerente? Los índices internos. El valor del litro promedio vendido, su costo y la productividad.

Alinear esas variables es clave para que la marca pueda sostener la estrategia de otorgar franquicias, asistir la demanda de los supermercados, atender los “minipuntos” que son los quioscos y sostener el mercado gastronómico, el que abrió las puertas de todo este panorama.

Hay que dejar de pensar en la economía de los rebotes para ir a un crecimiento sostenido.
Oddo no quiere renunciar a ninguna de esas cuatro patas en las que se sostiene la empresa, aun cuando deba competir contra la líder del rubro, Grido, y contra marcas que todos los días trillan el mercado del interior del país.

La firma terminará el año con 80 franquicias, pero con un objetivo puesto de llegar a 300 bocas a través de terceros.

“El fuerte es el helado de nivel médium, ni el alta gama, ni el económico, donde se ubica en un precio 15 por ciento más caro”, señala.

“Nuestra fortaleza es la calidad porque venimos de un producto de base artesanal”, puntualiza el hijo de Juan Carlos Oddo, creador de Bariloche. Para Martín, el plan de acción se potenciará con el retorno del consumo.

“Venimos de años complicados, pero confío en que se están solucionando problemas. Hay que dejar de pensar en la economía de los rebotes para pasar a un crecimiento lento pero sostenido”, señala.

Rumbo al interior. La mira en las provincias

Expansión. Glup’s abrirá tres franquicias en Mendoza y el siguiente paso será abrir bocas al público en Tucumán y en Santiago del Estero. Una vez completados los mercados de NEA y de NOA, la brújula apuntará hacia el sur del país. Un tema de la omnicanalidad que pretende consolidar la firma pasa por diferenciar bien las políticas de precio. Martín Oddo pone un ejemplo: conviene más vender un balde de helados en un supermercados en lugar de una franquicia.

Fuente: LaVoz

Auspicia:

Encontrá tu próximo emprendimiento

Buscador de franquicias

CONSULTAS

Ayacucho 980, C1111AAD CABA
info@gastrofranchising.com